https://www.youtube.com/watch?v=_sI_Ps7JSEk

Me gustaría agradecer a todas y cada una de las personas que han decidido estar hoy aquí conmigo, que han decidido dar un paso más para conocerme, que muestran interés. Me gustaría agradecerles esto porque, aunque no se den cuenta, me están entregando algo suyo. Algo que jamás van a recuperar. Algo tan escurridizo, tan frágil, y sumamente fugitivo. Huidizo. Casi inexistente pero a la vez aplastante. El tiempo. Gracias por vuestro tiempo. Es tan abstracto como concreto. Tan efímero como eterno. Cada uno lo vive a su manera. Y cada quien lo entrega donde siente. Es nuestra moneda de cambio. Se invierte pero nunca se recupera. En realidad, pienso que no somos nada en comparación con algo tan vetusto. Tan preciado. ¿Sabemos con certeza lo que es el tiempo, o simplemente es una medida que hemos codificado con el fin de hacerla comprensible para el ser humano?

Al fin y al cabo, el tiempo es una imagen móvil de la eternidad, ya lo dijo Platón. Es un tema bastante más complejo de lo que nos podemos llegar a imaginar. Difícil de explicar con palabras. Solo deseo que cuando se termine la lectura, o cuando estén de camino hacia sus hogares, incluso en cualquier otro momento